En este momento estás viendo Exigimos al ayuntamiento de Mollet una solución para Mariela y sus hijos

Exigimos al ayuntamiento de Mollet una solución para Mariela y sus hijos

Mariela y sus hijos serán desahuciadas el jueves 24 de febrero sin ningún tipo de alternativa por parte de la administración que ha tenido 2 años para trabajar en una solución y no lo ha hecho

Nos encontramos ante un nuevo y grave caso de negligencia por parte de los Servicios Sociales. Podemos  llegar a asumir, que no compartir, la retórica de »no podemos tramitar la mesa de emergencia sin una orden de desahucio». Podemos asumir el retraso de la Agencia Catalana d’Habitatge en sus resoluciones debido a unos protocolos que se deberían mejorar para estar a la altura de la emergencia.

Lo que no podemos asumir, permitir y debemos denunciar, es que con una orden desahucio en la mano hace 2 años, Servicios Sociales no informe de sus derechos a sus usuarias, ni haga el trámite para solicitar la mesa de emergencia.

Este sería el caso de Mariela, madre en situación de vulnerabilidad, con una menor de tres años. Servicios Sociales conoce sobradamente el caso y la situación que la ha llevado hasta aquí. Hace dos años Mariela recibió la orden de desahucio por parte de la propiedad, un particular. Debido a la COVID-19 el desahucio no se llevó a cabo y fue cambiando de fecha hasta que llegó el 13 de enero, momento en que se suspendió en puerta.

La PAH Mollet Baix Vallès, supimos del desahucio el día antes y desde entonces Mariela está acompañada por nosotras. Después de este primer susto, fue gracias a nuestro asesoramiento, cuando servicios sociales se dignó a empezar los trámites para solicitar su acceso a la mesa de emergencia.

Estas últimas semanas no han dado para mucho. Ya conocemos la lentitud burocrática nunca a la altura del sufrimiento de las personas. Tiempo para ofrecerle tres días de pensión una vez estén en la calle si han tenido ¿Luego qué?

Hoy nos plantamos en las puertas del Ayuntamiento para exigir una solución, si no definitiva, más tranquilizadora. Mariela y sus necesitan un techo y unos mínimos donde vivir hasta que se les entregue el piso de la mesa de emergencia. 

No puede ser que llegue el jueves y sean desahuciadas sin saber a donde ir, o con solo tres días de pensión. La ley es clara en estos casos y la administración debe garantizarles un realojo.  

¿Es necesario alimentar el sufrimiento el lugar de minimizarlo? Nosotras decimos que no. Exigimos una pensión en condiciones dignas por el tiempo que sea necesario para Mariela y sus hijos. A poder ser con mudanza antes del jueves para evitar el mal trago de enfrentarse a una comitiva judicial.

Que no nos vengan con el coste para el Ayuntamiento de asumir el realojo. Que se hubieran espabilado antes. Han tenido dos años para evitarlo y si hemos llegado hasta aquí es por su culpa.

En la PAH las personas son lo primero y seguiremos del lado de quien lo necesite sin permitir un abuso de poder o negligencia más. 

Nuestra única arma, la solidaridad y el apoyo mutuo.

Deja una respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.